La velocidad de la micción. Uroflujometría.

Una uroflujometría, también llamada flujometría urinaria, sirve para evaluar la velocidad y el volumen de la micción. Este análisis le permite al médico identificar la causa del problema si usted sufre de micción lenta o tiene dificultad para orinar.



Conociendo la uroflujometría
Se recomienda una uroflujometría si el paciente manifiesta síntomas de micción lenta o dificultad para orinar. Este análisis también puede usarse indirectamente para evaluar el funcionamiento de las vías urinarias.

Mediante la medición del flujo de orina, considerando el flujo medio, promedio, al 90% y máximo;  el análisis permite calcular la gravedad de cualquier obstrucción o hacer sospechar otros problemas urinarios, como un debilitamiento de la vejiga o un agrandamiento de la próstata.

La uroflujometría se realiza a partir de la recolección de una muestra de orina, y lo ideal es no orinar durante varias horas antes de la consulta y beber mucho líquido para asegurarse de que la cantidad de orina será suficiente para el análisis, es importante saber que no es necesario estar a la máxima capacidad de la vejiga para realizar la prueba, ya que ello puede alterar los resultados; usted debe miccionar como usualmente lo hace.

A diferencia de los análisis de orina tradicionales, en los cuales debe orinar en un recipiente, para una uroflujometría deberá orinar en un dispositivo con forma de embudo o en un inodoro especial. Es importante no apoyar el papel higiénico en el inodoro ni en el dispositivo ni arrojarlo en su interior.

Lo más aconsejable es que orine como normalmente lo haría, sin intentar controlar la velocidad ni el flujo de orina de ninguna manera. El embudo o el inodoro especial están conectados a un uroflujómetro electrónico que mide la velocidad y el volumen de la micción. No orine hasta que el aparato esté encendido.

Cuando termine de orinar, el aparato le informará los resultados y el médico los analizará con usted.

INTERPRETANDO LOS RESULTADOS
Un flujo normal de orina oscila entre 10 y 21 mililitros por segundo, según la edad y el sexo del paciente. En las mujeres, la fluctuación según la edad suele ser menor, con un promedio de alrededor de entre 15 y 18 mililitros por segundo.

Una DISMINUCION del flujo de orina puede indicar la presencia de las siguientes afecciones: obstrucciones en la uretra debilitamiento de los músculos de la vejiga

Por su parte, un AUMENTO del flujo de orina puede indicar un debilitamiento de los músculos que controlan el flujo de orina. Un aumento de la micción también puede ser un signo de incontinencia urinaria.


PUNTO IMPORTANTE
Teniendo por sentado que la Uroflujometría es un estudio complementario en el caso de pacientes con Síntomas del Tracto Urinario Inferior, y que además es una prueba con grandes limitaciones, la interpretación del estudio es fundamental para un diagnóstico presuntivo correcto. El Urólogo es la persona más capacitada para la interpretación de este estudio, inequivocamente sujeto a una historia clínica dirigida y una valoración de otras pruebas. Una uroflujometría sin propósito o sin la historia clínica correspondiente carece de valor clínico alguno. 

Tomado y editado de Urología Peruana - Dr. Luis Susaníbar.


Dr. Luis Fernando Susaníbar Napurí
Madrid Urología
Experto en Oncología Urológica

Links relacionados - STUI. Síntomas del Tracto Urinario Inferior. ¿Que esconde este término? MU.
- Nicturia y Poliuria Nocturna. MU
- Diario Miccional. MU.
- HBP. Regulación del crecimiento. MU.
- HBP. Estudio. MU.
- HBP. Tratamiento. Alfa Bloqueantes. MU. 
- Alfa Bloqueantes. Una mirada. MU. 
- HBP. Tratamiento. 5 Alfa Reductasa. MU. 
- HBP. Otros estudios. MU.




Test Síntomas del Tracto Urinaria Inferior. Crecimiento Benigno de la Próstata

Test rápido

Haga el test rápido IPSS/QoL aquí
Entérese directamente de la gravedad de sus síntomas urinarios

Este es un cuestionario con ocho preguntas que usted puede responder para determinar si sus molestias se deben a una hiperplasia benigna de próstata. El cuestionario toma un minuto. El resultado se ve directamente y le da información sobre la gravedad de sus síntomas. Responda una pregunta por vez. En cada lista, seleccione la opción que mejor coincide con su situación.
El cuestionario es un baremo estandarizado que se utiliza en todo el mundo. Se denomina IPSS, que son las siglas inglesas de International Prostate Symptom Score (Índice Internacional de Síntomas Prostáticos). La puntuación obtenida se denomina “índice IPSS”. La pregunta 8 (BS-Score) es una pregunta adicional y proporciona más información sobre su situación pero no se incluye en la puntuación.
Le recomendamos que imprima el resultado del cuestionario y lo presente en su próxima visita a nuestra clínica.

Marque la respuesta que coincida mejor con su situación, según la percibe usted. Nunca Menos de 1 vez cada 5 Menos de la mitad de las veces La mitad de las veces Más de la mitad de las veces Casi siempre
1. ¿Cuántas veces ha tenido la sensación de no vaciar completamente la vejiga al terminar de orinar?
2. ¿Cuántas veces ha tenido que volver a orinar en las dos horas siguientes después de haber orinado?
3. ¿Cuántas veces ha notado que, al orinar, paraba y comenzaba de nuevo varias veces?
4. ¿Cuántas veces ha tenido dificultad para aguantarse las ganas de orinar?
5. ¿Cuántas veces ha observado que el chorro de orina es poco fuerte?
6. ¿Cuántas veces ha tenido que apretar o hacer fuerza para comenzar a orinar?

Nunca 1 vez por noche 2 veces por noche 3 veces por noche 4 veces por noche 5 veces o más veces por noche
7. ¿Cuántas veces suele tener que levantarse para orinar desde que se va a la cama por la noche hasta que se levanta por la mañana?


Pregunta adicional

Calidad de vida debido a problemas para vaciar la vejiga. Muy satisfecho Satisfecho Mas bien satisfecho Tan satisfecho como insatisfecho Mas bien insatisfecho Insatisfecho Fatal
8. ¿Cómo se sentiría si tuviera que pasar el resto de su vida con los síntomas prostáticos tal y como los tiene ahora?

Dr. Luis Fernando Susaníbar Napurí
Madrid Urología
Experto en Oncología Urológica

Links relacionados - STUI. Síntomas del Tracto Urinario Inferior. ¿Que esconde este término? MU.
- Nicturia y Poliuria Nocturna. MU
- Diario Miccional. MU.
- HBP. Regulación del crecimiento. MU.
- HBP. Estudio. MU.
- HBP. Tratamiento. Alfa Bloqueantes. MU. 
- Alfa Bloqueantes. Una mirada. MU. 
- HBP. Tratamiento. 5 Alfa Reductasa. MU. 
- HBP. Otros estudios. MU.

 

¿DESEA OPERARSE MEDIANTE LASER?                                          
MADRID UROLOGIA
www.madridurologia.com                                                                                                               
Escribanos y le pondremos en contacto con un especialista. 
Fijo: (0034) 910 32 73 74
email us: madridurologia@gmail.com 

Atención en Clínica San Juan. Arganda del Rey. Madrid
Próxima apertura de consultas:
Calle del Corazón de María. Prosperidad. Chamartín. Madrid



INCONTINENCIA URINARIA POST PROSTATECTOMIA RADICAL. MU.


INCONTINENCIA URINARIA POST PROSTATECTOMÍA RADICAL
Artículo Especializado. MU

INTRODUCCION
La injuria producida por la cirugía radical de la próstata PUEDE conllevar a daños en la uretra o en el esfínter urinario, muchas veces relacionadas directamente con la pericia del cirujano durante el abordaje quirúrgico, y que conllevan irremediablemente a la Incontinencia Urinaria.

La literatura establece que debe pasar por lo menos un periodo de hasta 12 meses para determinar si existe incontinencia urinaria y poder establecer el grado de la misma; aunque la mayoría de los pacientes alcanza la continencia a las 18 semanas. A vista de la evidencia científica, la incontinencia urinaria puede estar presente de un 2,5 a un 87 %, siendo en la mayoría de los casos de grado leve. 


Esquema. Perdida de orina con el aumento de presión abdominal. IUE

DEFINICIÓN DE INCONTINENCIA URINARIA 
Sociedad Internacional de Continencia: Pérdida involuntaria de orina objetivamente demostrable, que supone un problema higiénico y social.

EPIDEMIOLOGÍA
- Existe una relación mujer varón de 2/1 (Herzog y Fultz)
- Existe una relación mujer varón de 7 / 1 (Temml y cols)
- Prevalencia de 15 % de varones mayores de 75 años
- No existen diferencias en cuanto a raza
- Tasa de remisión mayor en varones (27 vs 11 %)

FACTORES DE RIESGO IUE
La siguiente tabla muestra los factores de riesgos más importantes para desarrollar Incontinencia Urinaria de Esfuerzo de cualquier causa.

Incontinencia de Esfuerzo de cualquier causa
Factores de Riesgo
Edad
Síntomas urinarios bajos
ITU
Deterioro cognitivo y funcional
Cirugía de la próstata


MECANISMO DE CONTINENCIA
El gobierno de la continencia es sumamente complejo e involucra, una estructura anatómica normal, así como un sistema nervioso indemne que permitan una micción voluntaria. La anatomía de la continencia ha sido sumamente estudiada, desde la embriología básica hasta su desarrollo en el individuo adulto. La interacción de estructuras como el cuello vesical, los complejos esfínterianos lisos y estriados así como el suelo pélvico entre otras son indispensables para mantener una correcta continencia.
Muy diferente a lo que se cree, la anatomía de la continencia supone una estructura compleja que se inicia en el cuello vesical y termina en el esfínter estriado membranoso y que actúa como una estructura funcional compleja.

En otro capítulo desarrollaremos este tema individualmente.

Esquema de la anatomía de la continencia. Nótese las complejas relaciones anatómicas de las estructuras involucrdas.

GRADOS DE INCONTINENCIA URINARIA TRAS PROSTATECTOMÍA
La gravedad de la continencia puede ser medida clínicamente por la cantidad de orina que pierde un individuo. Generalmente se considera una incontinencia severa con valores de pérdida que superan los 400 cc de orina al día.
Clínicamente, para homogenizar los estudios se puede hablar de:

- Incotinencia leve: IU con esfuerzos importantes.
- Incontinencia moderada: IU al deambular (ortostática)
- Incontinencia severa: continua

INCIDENCIA DE IUE POR PROCEDIMIENTO
Existen muchos procedimientos urológicos que pueden comprometer la continencia de los varones. Algunos de estos procedimientos como los que se utilizan el tratamiento del Crecimiento Benigno de la Próstata provocarán incontinencia urinaria, aunque en la mayoría de los casos se resolverán espontáneamente o con rehabilitación del suelo pélvico.
Las cirugías de mayor envergadura, como aquellas oncológicas, propiciaran cambios anatómicos cruciales que en mucho de los casos devendrán en incontinencia urinaria de algún grado y que en muchos casos persistirán en el tiempo. Existen estudios que parecen demostrar que la preservación de los haces neurovasculares durante la intervenciaón, independientemente de que sea uni o bilateral, parecen contribuir a mayor tasas de continencia.

La siguiente tabla muestra la incidencia de IUE por procedimiento.

Incidencia de Incontinencia por procedimiento
RTU p
1%
Cervicoprostatectomía
1,8%
Adenomectomía retropúbica
1,9%
Prostatectomía radical
2,5 a 87 %

En general, casi todos los pacientes sometidos a Prostatectomía Radical presentan incontinencia inmediata tras el retiro de la sonda vesical y que poco a poco va mejorando en el tiempo. Considerando una incontinencia leve, aquella en la cual exista < 1gr de pérdida en un pad test de una hora, diversos estudios han observado que hasta un 90 % de los pacientes alcanzan esta mejoría al año de la intervención. 
En general, en esta definición existe un 64 % de pacientes a los 3 meses, 72 % a los 6 meses y 90 % al año. Se debería esperara al menos 18 meses para concluir que la incontinencia se ha establecido y no tendrá más cambios. 

Los pacientes sometidos a prostatectomía radical tienen hasta en un 66 % de los casos algún grado de incontinencia urinaria de esfuerzo, y hasta un 33 % de los mismos, utilizan algún tipo de protección higiénica. 



Tiempo de recuperación de la contiencia según el artículo citado arriba.
FACTORES DE RIESGO POST PROSTECTOMIA
La siguiente tabla muestra los factores de riesgos más importantes para desarrollar Incontinencia Urinaria de Esfuerzo post Prostatectomía Radical

Incontinencia Urinaria Post Prostatectomía Radical
Factores de Riesgo
Edad avanzada (atrofia del rabdoesfínter o degeneración neural)
Incontinencia previa
Degeneración por cirugía previa
Trauma pélvico
Neuropatía
Estenosis de anastomosis vesico uretral
Técnica quirúrgica
Radioterapia previa




MECANISMOS DE PRODUCCIÓN
1.- Déficit esfinteriano (34 %)
-  Sección o ablación del sistema esfinteriano proximal
-  Disfunción del esfínter externo debido a lesión directa, o de estructuras de sostén o de su inervación.
-  Continencia requiere una longitud funcional de 2,8 cm y cuello coaptado y no obstruido (Rudy y col)
-  Esfínter débil cuando las presiones son menores de 50 cmH2o  (Aboseif y col)
2.-  Hiperactividad del detrusor (26%)
-  Se superan las presiones de cierre del esfínter distal indemne
-   Muchas veces la cirugía desencadena la HD
3 Causa mixta (33%)
4 Otras (7%)

OTRO MECANISMO PROPUESTO 
Prolapso del esfínter
1.-  Laxitud del soporte esfinteriano
2.-  Daño quirúrgico
3.-  Dislocación caudal del complejo esfinteriano.  (distorsión) 

Evalución Preoperatoria de la IU tras Prostatectomía
-  Estudio Videourodinámico
-  Uretroscopia en litotomía
 
Uretroscopia en litotomía (hallazgos)
- Recolocación / Oclusión concéntrica
- No recolocación / Disfunción intrínseca
- Oclusión parcial / Presión excesiva
- LONGITUD DE CIERRE 5 - 10 mm

 
Dr. Luis Fernando Susaníbar Napurí
Madrid Urología
Urología y Medicina Sexual
 
Si usted es un profesional de la salud y desea que le enviemos la bibliografía consultada para este artículo, por favor escribamos a madridurologia@gmail.com



Madrid Urología                                                                                             
Urología y Medicina Sexual
Escribanos y le pondremos en contacto con un especialista. 
Fijo: 910 32 73 74 


Atendemos todas las sociedades médicas

Quistes de epidídimo

Los quistes simples de epidídimo son motivo de consulta frecuente en nuestra práctica diaria. Muchos pacientes acuden a nuestro consultorio para preguntarnos sobre sus implicancias y su relación con el cáncer testicular.
Felizmente la gran mayoría de estos quistes son de origen benigno y no deben preocupar en demasía a quienes los portan.


Quiste de epidídimo simple
Los quistes simples de epidídimo (QSE) son formaciones quísticas congénitas que se asientan sobre el epidídimo. Son fácilmente palpables por el paciente quien muchas veces los confunde con un tumor de testículo o con un "tercer testículo". Si son voluminosos pueden ser confundidos con un hidrocele.

Causas

  1. Primarios: sin antecedente materno de ingestión de tóxicos, son debido a anomalías primarias embrionarias.
  2. Secundarios: a la administración de sustancias ingeridas por la madre durante el embarazo, como por ejemplo: tamoxifen y dietilestilbestrol 

Dependiendo del órgano del que derivan pueden ser:
  1. Quistes derivados de anomalías embrionarias de la membrana visceral de la vaginal o albugínea epididimaria. 
  2. Quistes derivados de apéndice testicular, (hidátide de Morgagni), se suelen situar debajo de la cabeza epididimaria.
  3. Quistes derivados de apéndice epididimario, suelen ser pedunculados, y corresponden a restos del conducto mesonefrótico de Wolff.
  4. Paradídimo u órgano de Giraldés, son restos de Wolff y están situados en la parte superior de la cabeza del epididimo.
  5. Organo de Haller o deferente aberrante craneal o caudal, pueden localizarse en cabeza o cola del epidídimo.

Los QSE suelen ser únicos, a veces, pueden estar tabicados, y no se conoce porqué aparecen con mayor frecuencia en el lado derecho, como hemos observado también en nuestros casos.
Cuando son de tamaño pequeño y múltiples se denomina enfermedad poliquística. Aunque la mayoría de estos quistes son únicos pueden aparecer asociado al síndrome de Meckel, hasta casi un 40%. 

Síntomas
Estos quistes muchas veces se descubren en una exploración rutinaria y, otras veces, pueden mostrarse por dolor escrotal leve, continuo.
En casos de complicación como torsión o hemorragia, pueden manifestarse como un cuadro escrotal agudo equiparable a un episodio de torsión testicular.
Los hay asintomáticos, y posiblemente sean los mas frecuentes, generalmente diagnosticados por ecografía.

Diagnóstico
Con respecto al diagnóstico no existe ningún examen complementario específico que nos pueda confirmar la sospecha clínica.
La ecografía nos muestra una imagen anecoica (líquida), quística, redondeada, bien delimitada, a veces tabicada; sin embargo, esta imagen no es específica, sino que puede ser también observada en casos de hematomas, abscesos e incluso tumores sólidos.
También debe hacerse el diagnóstico diferencial con masas anecoicas, extratesticulares como hidroceles, colecciones de líquido como hematomas o abscesos. Además se ha observado que los quistes grandes no solamente comprimen o desplazan al testículo, sino que alteran su ecoestructura lo cual puede confundir con respecto al diagnóstico; no se conoce porqué pueden originar estos cambios ecográficos, originando falsos diagnósticos, pero parece ser que están relacionados con las compresiones vasculares, mejorando después de la extirpación del quiste.
Por lo que en caso de duda, se recomienda practicar una ecografía doppler testicular y una punción aspiración con aguja fina (PAFF).
El diagnóstico diferencial debe realizarse principalmente con los espermatoceles y tumores. Los espermatoceles suelen aparecer después de la pubertad, macroscópicamente y ecográficamente
son similares a los QSE, sin embargo, mediante PAAF se obtiene un líquido lechoso, cremoso, que contiene espermatozoides en su interior. Los tumores sólidos como: neurofibromas, leiomiomas, mesoteliomas, y algunos sarcomas, clínica y ecográficamente son similares a los QSE, sin embargo, suelen observarse en adultos.

Tratamiento
  • Generalmente al ser pequeños la conducta es observacional, es decir no se operan.
  • En los casos en que son muy voluminosos, se tornan dolorosos debido a isquemia por torsión, o son motivo de pensamiento rumiante por los pacientes, se recomienda la excéresis.
  • Últimamente en jóvenes y adultos, estamos utilizando la punción aspiración con excelentes resultados
  • En algunos pocos casos realizamos la epididimectomía parcial, sobre todo en aquellos secundarios a torsión y que se acompañan de necrosis parcial del epidídimo.
Si bien los quistes simples de epidídimo no entrañan riesgo alguno, es menester del urólogo realizar el correcto diagnóstico.

Dr. L Susaníbar Napurí


Madrid Urología                                                                                             
Urología y Medicina Sexual
Escribanos y le pondremos en contacto con un especialista. 
Fijo: 910 32 73 74 



Atendemos todas las sociedades médicas



Prótesis de Pene. Precio.

Esta es una pregunta bastante frecuente que se hacen los varones que tienen disfunción eréctil, y si bien no es propósito de nuestro blog el análisis de costos, responderemos a este interrogante en el presente artículo.




PRIMERO DEBEMOS TENER UN CORRECTO DIAGNÓSTICO..!
Muchos pacientes acuden a la consulta pensando que tienen disfunción eréctil, y grande su sorpresa cuando al final del evaluación llegamos a la conclusión de que el diagnóstico es errado, que son portadores de disminución de la libido, de eyaculación precoz, o una combinación de estas enfermedades. No es raro tampoco que el paciente no tenga disfunción eréctil.
Existen además diversos grados de disfunción eréctil, y para cada tipo de severidad de la enfermedad el tratamiento es diferente, solo reservándose el uso de prótesis en casos de enfermedad severa o cuando el tratamiento medicamentoso sea con pastillas o ampollas, ya no surten efecto.
MUCHOS piensan que la prótesis incluso conseguirá aumentar sus dimensiones en largo y ancho, nada más alejado de la realidad..!



¿COMO SE HACE EL DIAGNÓSTICO?
El médico encargado del diagnóstico adecuado de disfunción eréctil es el UROLOGO, y usted debe estar seguro que tiene al frente a un especialista en urología cuando busca solucionar su problema de disfunción eréctil. Si bien los médicos generales y otros especialistas tienen nociones de la enfermedad, no tienen la suficiente capacidad ni experiencia para resolver un problema tan delicado como el de la sexualidad del varón.

Las recomendaciones de las asociaciones internacionales de Urologia como la Europea (EAU) y la Norteamericana (AUA), recomiendan la realización de una evaluación urológica y psicológica para determinar el grado de severidad de la disfunción eréctil de la persona. Serán necesarios aparte de la entrevista con el médico y el psicólogo, la realización de pruebas de orina, sangre, semen y algunas pruebas de imágenes para la evaluación de la sexualidad del varón. También es recomendable la aplicación de cuestionarios de función sexual que usted podrá encontrar en nuestro blog.
Una vez definido el tipo de disfunción eréctil, se decide el mejor tratamiento para el paciente, SOLO en casos severos debemos recordar que se recomendará el uso de una prótesis.

¿COMO FUNCIONA UNA PRÓTESIS PENIANA?
Una prótesis es un aditamento que se coloca dentro del organismo de una persona con diversos fines: estético como en el caso de las prótesis de mama, y funcionales como en el caso de la prótesis peniana; en este último caso lo que se busca es producir una erección adecuada que es deficiente en la persona. La prótesis peneanas se colocan dentro de los cuerpos cavernosos del pene, y dependiendo del tipo de prótesis, el mecanismo que produce la erección. Las hay flexibles e inflables.

ANALIZANDO LOS COSTOS
El análisis de costos de la colocación de prótesis peneana es sencillo, se deben considerar tres aspectos:
1.    el costo de la prótesis, 
2.    el costo de la clínica y,
3.    el costo de los honorarios profesionales.
El costo de la prótesis es variable, siendo las más económicas las prótesis maleables, que dependiendo de la marca o tipo cuestan un promedio de $1800; ya las prótesis de 2 y 3 cuerpos, por poseer mecanismos más complejos, son mucho más caras.

El costo de la clínica y hostelería
va a depender del lugar donde usted y su cirujano decidan realizar la cirugía, y posiblemente sea el costo más variable de todos. Es menester de usted decidir adecuadamente el nosocomio donde realizará la cirugía.

Los honorarios médicos también van a ser variables, sobre todo va a depender del tipo de prótesis que usted se colocará, ya que mientras más compleja sea la prótesis, la colocación es técnicamente más complicada, y supone mayor entrenamiento por parte del profesional, lo que aumentará definitivamente los costos.

Finalmente debe recordar que NINGÚN SEGURO PRIVADO cubre este procedimiento, le recomiendo conversar ampliamente con su urólogo antes de la cirugía.


Dr. Luis Fernando Susaníbar Napurí
Urología y Sexología
Madrid Urología  

¿PROTESIS DE PENE?                                                
MADRID UROLOGIA
www.madridurologia.com                                                                                  
Escribanos y le pondremos en contacto con un especialista. 
Fijo: (0034) 910 32 73 74
Email us: madridurologia@gmail.com


Atención en Clínica San Juan. Arganda del Rey. Madrid
Próxima apertura de consultas:
Calle del Corazón de María. Prosperidad. Chamartín. Madrid

Cirugías en Clínica San José. Grupo Quirón. 

Dr. Fernando Susaníbar

Especialistas con Certificación Internacional.
Urología Sexología y Medicina Sexual.

Tratamiento quirúrgico de vanguardia.
Especialistas en Cirugía Mínimamente Invasiva y Endourología.
Consulta con Psicoterapéuta experto en Medicina Sexual.

Especialización: Fundación Jiménez Díaz
Universiad Autónoma de Madrid.
Fellowships: Chile. México. Brasil. USA. España.

English spoken. Falamos portugués

Visite nuestra pagina: www.madridurologia.com
Bienvenidos a MADRID UROLOGIA
☎: 0034 - 910 32 73 74
Próxima apertura de nuestras consultas en Corazón de María. Chanmartín. Madrid.

www.madridurologia.com

Consultas

Clínica San Juan. Arganda del Rey. Madrid

Muy pronto en Madrid...!
Calle del Corazón de María. Prosperidad. Madrid. España